municipios - poblaciones Inicio Cita Previa - Servicio Murciano de Salud (abre en ventana nueva) Emergencias 112 Correo

Época Romana

Muralla del Cerro de La Almagra

Muralla del Cerro de La Almagra

Muro del Cerro de La Almagra

Muro del Cerro de La Almagra

Ver vídeo(Se abre en otra ventana)
Reconstrucción del Cerro de La Almagra


   El Cerro de la Almagra se encuentra situado en la margen izquierda del río Mula, frente a la pedanía de Los Baños. La primera referencia a este cerro las encontramos ya en el siglo XVIII, en la obra del padre franciscano Pablo Manuel Ortega, teniendo que esperar casi un siglo para encontrar más testimonios. Sobre la cumbre amesetada del Cerro de la Almagra se localiza uno de los yacimientos de época tardorromana más importantes de la Región de Murcia. La importancia del yacimiento viene dada por tratarse de la Mula citada en el Pacto de Teodomiro, del año 713, mediante el cual Teodomiro, duque visigodo, acordó con los musulmanes la sumisión de un amplio territorio controlado por siete ciudades, manteniendo ciertas costumbres y privilegios a cambio del pago de un tributo anual en metálico y especie.

Vías de comunicación

   La ciudad se emplazaba en una situación estratégica; desde la cumbre del cerro se domina el valle del río Mula, zona cuya explotación agrícola data al menos de época ibérica. Además, junto a la ciudad debió existir un camino secundario o actus que, siguiendo el cauce del río Mula, pondría en comunicación toda esta zona, llena de yacimientos de época romana, con la importantísima vía de comunicación que conectaba el litoral (Carthago Nova) con el interior de la Península (Complutum). Un segundo eje conectaría Mula con otro yacimiento romano de la época, Archena. Por último, un tercer camino sería el que entroncaría con la vía Carthago Nova - 'Saltigi' (Chinchilla). A través de esta vía, los habitantes de la comarca podían dirigirse no sólo hasta la Meseta, también hacia la zona de Calasparra, Caravaca y Andalucía Occidental.

   El yacimiento fue excavado entre los años 1997 y 2000 por la Universidad de Murcia. Los trabajos arqueológicos, dirigidos por el profesor D. Rafael González Fernández, sacaron a la luz un edificio de planta cuadrangular, interpretado como un lugar sagrado, junto al que se ubicó una necrópolis de inhumación, en la cual se excavaron numerosas tumbas que ofrecen una cronología que oscila entre los siglos VI-VII d.C.

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 2.0 del W3C-WAI

portal@regmurcia
© Fundación Integra
Aviso legal - Política privacidad

Logos Fundación Integra (abre en ventana nueva) CARM (abre en ventana nueva) Fondo Europeo de Desarrollo Regional (abre en ventana nueva)