municipios - poblaciones Inicio Cita Previa - Servicio Murciano de Salud (abre en ventana nueva) Emergencias 112 Correo

Puerto del Garruchal (Murcia)

Discordancia intratortoniense

Discordancia intratortoniense
Antonio del Ramo

Suelo endurecido: Los sedimentos marinos que forman este estrato fueron rápidamente emergidos. Presenta una superficie nodular y afectada por numerosas grietas de retracción.

Suelo endurecido: Los sedimentos marinos que forman este estrato fueron rápidamente emergidos. Presenta una superficie nodular y afectada por numerosas grietas de retracción.
Antonio del Ramo

Panorámica del Estrecho de la sierra de Columbares desde la venta del Garruchal: 1- Conglomerados deltaicos y areniscas bioclásticas. 2- Discordancia intratortoniense, 3- Turbiditas deltaicas. 4- Suelo endurecido. 5- margocalizas y calizas con bivalvos y gasterópodos. 6- margas pelágicas con turbiditas
Antonio del Ramo

El Estrecho de la Sierra de Columbares fue tallado por la erosión, aprovechando la fracturación generada en las rocas por fallas de desgarre

El Estrecho de la Sierra de Columbares fue tallado por la erosión, aprovechando la fracturación generada en las rocas por fallas de desgarre
Antonio del Ramo

En las margocalizas finitortonienses

En las margocalizas finitortonienses aparecen diversos restos de invertebrados marinos. En la imagen se observan diversos bivalvos (ostras, acantocardias y veneridos)
Antonio del Ramo

En la parte inferior, las margas pelágicas, sobre ellas depósitos litorales areniscosos messinienses, que representan el inicio de la desecación del Mediterráneo

En la parte inferior, las margas pelágicas, sobre ellas depósitos litorales areniscosos messinienses, que representan el inicio de la desecación del Mediterráneo
Antonio del Ramo

Itinerario 3: Columbares (Coordenadas: 671487 E / 4197900 N).

Desde el punto 1 (coordenadas: 671399 E / 4197903 N) podemos observar, al otro lado de la carretera, nuevamente depósitos turbidíticos, pero  en esta ocasión generados por abanicos deltaicos sobre un medio marino poco profundo hace entre unos 8 y 7 millones de años, que  indican la existencia de sucesivos y pequeños avances y retrocesos de la línea de costa. Pero debemos fijarnos en su elevada inclinación antes de desplazarnos al punto 2 (coordenadas: 671336 E / 4198077 N), donde se aprecia que los estratos están casi horizontales. La explicación de este hecho es que entre el depósito de unos y otros materiales tuvo lugar una etapa de emersión  y erosión. Se trata pues de una discordancia muy importante a nivel regional. Pero además, en esta parada se puede apreciar como los estratos de areniscas y conglomerados han sido deformados y fracturados oblicuamente, indicando la existencia de una falla de desgarre.   

Si caminamos unos 500 m por la senda existente (punto 3), localizaremos algunas valvas de ostras, pectínidos y bioturbaciones. Y si nos fijamos en el techo de algunos estratos areniscosos, se aprecia como su superficie está ondulada y cortada por antiguas grietas de retracción, lo que nos indica que tras el depósito de las arenas quedaron emergidos (suelos endurecidos o rockground).

Pero quizás, a los no conocedores de los aspectos geológicos, lo que más les llame la atención son los restos de invertebrados marinos que aparecen dispersos por el entrono del punto 4. Donde se pueden observar restos de: erizos, braquiópodos, gasterópodos y especialmente de bivalvos marinos (ostras, almejas, zamburiñas, berberechos, etc.).  

Itinerario 4: La Venta (Coordenadas: 671249 E /  4197234 N)

En la zona de aparcamiento podemos ver unas margas de color claro con intercalaciones de yeso fibroso, que representan los últimos sedimentos marinos profundos que se depositaron antes de que la desecación del Mediterráneo condujese a la emersión progresiva de la zona. Sobre ellos aparecen areniscas litorales someras que anucian el comienzo de dicha desecación. Si seguimos estas rocas hacia el este, podremos observar margas ricas en ostras (punto 1), que nos informan de la existencia de un medio marino somero, lagunal, que evoca el progresivo descenso del nivel del mar, coincidiendo con la desecación de éste por el cierre del estrecho Norbético (brazo de mar que comunicaba el Mediterráneo con el Atlántico en esta época). Desde el punto 1 al 2, se localizan diversos moldes de bivalvos, bioturbaciones de invertebrados y pequeños  ripples originados por el agua que circulaba desde la orilla del mar hacia pequeñas charcas litorales.

Si desde el punto 2 nos dirigimos al 3 (coordenadas: 672032 E / 4196605 N) volveremos a cruzar las margas con ostras y en el punto 3 se aprecia una sustitución de las margas marinas por unas arcillas rojas de origen continental - lagunar que representan los últimos depósitos de la crisis de salinidad messiniense (desecación del Mediterráneo). Sobre ellos se formó una llanura aluvial donde la interacción de la vegetación con los sedimentos dio lugar a un suelo.

Pero más tarde, la apertura del estrecho de Gibraltar, hace unos 5 millones de años, provocó el llenado de la cuenca mediterránea, y nuevamente, la invasión marina (transgresión pliocena) de la zona, dejando sobre los sedimentos anteriores arenas que fueron fuertemente bioturbadas, junto con restos de organismos marinos.  

     

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 2.0 del W3C-WAI

portal@regmurcia
© Fundación Integra
Aviso legal - Política privacidad

Logos Fundación Integra (abre en ventana nueva) CARM (abre en ventana nueva) Fondo Europeo de Desarrollo Regional (abre en ventana nueva)