municipios - poblaciones Inicio Cita Previa - Servicio Murciano de Salud (abre en ventana nueva) Emergencias 112 Correo

Monte de las Cenizas

La casa modernista de Miguel Zapata (Tío Lobo) recuerda el pasado esplendor económico de Portmán

La casa modernista de Miguel Zapata (Tío Lobo) recuerda el pasado esplendor económico de Portmán
Antonio del Ramo Jiménez

Cuarcitas nevado-filábrides

Cuarcitas nevado-filábrides
Antonio del Ramo Jiménez

La senda existente al oeste de la batería supone una ruta alternativa para volver al punto de partida

La senda existente al oeste de la batería supone una ruta alternativa para volver al punto de partida
Antonio del Ramo Jiménez

Calizas alpujárrides brechificadas y karstificadas en el ascenso al monte de las Cenizas

Calizas alpujárrides brechificadas y karstificadas en el ascenso al monte de las Cenizas
Antonio del Ramo Jiménez

Panorámica de la Bahía de Portmán. Pese al impacto ambiental la minería, al fondo, también dejó un rico patrimonio minero-industrial que puede ser aprovechado para fines turísticos

Panorámica de la Bahía de Portmán. Pese al impacto ambiental la minería, al fondo, también dejó un rico patrimonio minero-industrial que puede ser aprovechado para fines turísticos
Francisco Guillén Mondéjar

Canchal en el trayecto de descenso por la senda

Canchal en el trayecto de descenso por la senda
Antonio del Ramo Jiménez

     Durante el trayecto desde que se abandona la autovía se pueden observar las instalaciones mineras que conservan diversos castilletes, así como numerosas labores mineras (pozos de ventilación, cortas, balsas de lodos, etc., que constituyen un pintoresco paisaje. En Portmán se recomienda visitar la calle donde está ubicada un casa levantada en 1880 por la familia Zapata, en torno a la cual gira gran parte de la historia de la minería de la zona.

     Posteriormente se recomienda una visita al antiguo puerto pesquero de Portmán y a su bahía. En el trayecto desde el puerto hacia la costa se pueden observar algunos pliegues, fallas y los estériles mineros que colmatan la bahía, que suponen el vertido de más de 50 millones de toneladas de lodos ricos en metales pesados y otros elementos tóxicos. Otra buena opción es visitar la zona de las instalaciones mineras situadas en el extremo este de la bahía, las panorámicas son excelentes.

     La subida al Monte de las Cenizas desde la cancela, que limita la entrada de vehículos, hasta un tercio del recorrido el trayecto transcurre por materiales alpujárrides, que aquí aparecen representados por rocas sedimentarias de edad triásica (calizas y dolomías) o rocas permo-triásicas que han sufrido un leve metamorfismo (filitas). En las primeras se pueden observar diversos procesos de karstificación como la disolución de carbonatos y su posterior precipitación en las fracturas, formando costras calizas y otros tipos de rellenos secundarios de carbonatos. En las filitas aparecen algunos pliegues, aunque son poco didácticos.

     El resto del recorrido transcurre por materiales nevado-filábrides cuya edad se desconoce al carecer de fósiles pero que se atribuyen al Cámbrico y Precámbrico (hace más de 400 millones de años). Estos materiales están compuestos por rocas que han sufrido un intenso proceso de metamorfismo como son: esquistos, gneises, cuarcitas y mármoles. En ellos se pueden apreciar, a lo largo del recorrido, numerosos pliegues muy apretados y diversas fallas que atestiguan su complicada historia geológica. Así como diversas estructuras típicas de los materiales metamórficos, como los boudines, que se originan al existir rocas más compactas y frágiles (cuarcitas), intercaladas entre otras más plásticas (esquistos) y ser sometido el conjunto a intensos procesos de compactación y estiramiento, que hacen que los niveles de cuarcitas se rompan y adopten formas alargadas de sección ojival. Durante el trayecto también merece la pena observar una panorámica de la bahía de Portmán.

     Una vez en la batería costera se pueden visitar parte de las instalaciones militares y los dos cañones, sin olvidar una panorámica de la costa acantilada y un breve trayecto por la carretera donde se pueden observar los mejores ejemplos de fallas y pliegues.

     Finalmente se debe decidir si se vuelve por una estrecha senda existente casi al final del camino a la derecha o volver por el camino asfaltado. Por la senda se observan numerosos canchales recubiertos de líquenes y diferentes especies de gran valor botánico, aunque su trayecto resulta en algunos tramos complicado.

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 2.0 del W3C-WAI

portal@regmurcia
© Fundación Integra
Aviso legal - Política privacidad

Logos Fundación Integra (abre en ventana nueva) CARM (abre en ventana nueva) Fondo Europeo de Desarrollo Regional (abre en ventana nueva)