municipios - poblaciones Inicio Agenda Regional Cita Previa - Servicio Murciano de Salud (abre en ventana nueva) Emergencias 112 Consumo Correo

Construcciones típicas

Casa con lomera de tejas

Casa con lomera de tejas

Casa-Grande

Casa-Grande

Barraca huertana

Barraca huertana
GANTACNA

Casa torre blasonada [Torre Pacheco_Historia]
Casa torre blasonada

    A partir de la entrega definitiva del Reino de Murcia a la Corona Castellana, con el Tratado de Torrellas de 1304, comienzan a proliferar por la fértil Huerta de Murcia diversas construcciones para la vivienda

    Las viviendas populares, donde residían arrendatarios y aparceros, eran las barracas, las casas de terrado y las casas con lomera de tejas; mientras que las casas señoriales y palacetes rurales respondían a los nombres de Casa-Torre y Casa-Grande, y estaban acondicionadas para el mejor desempeño de las funciones administrativas y sociales.

Viviendas populares

Barraca

    Se trata de la casa rural huertana por antonomasia, concebida como un verdadero instrumento de trabajo. Presentaba una planta regular con fachadas laterales rectangulares. Las fachadas quedaban definidas por pentágonos terminados en ángulo muy agudo, sobre el que descansaba la lomera de techumbre. La Barraca era sencilla y funcional, con dos estancias únicas, la entrada y la alcoba, sobre la que se encontraba el entrepiso en el que el huertano almacenaba los productos de la cosecha y los útiles para la cría del gusano de seda.

    Junto a la barraca se emplazaba la barraqueta, gallinero y cuadra en una pieza. En las inmediaciones solía alzarse el horno moruno.

Casa de terrado

    Era una vivienda rural que contaba con los mismos ámbitos que la barraca, con planta cuadrada y un terrado con ligera pendiente para evacuar las aguas. Abundaba no solo en la huerta que rodea a la capital del Segura, sino también en los secanos del interior y en todo el borde litoral.

Casa con lomera de tejas

Según Marín-Baldo era la vivienda propia del huertano rico. Se trata de una construcción más amplia y confortable que las anteriores, con dos plantas. La planta baja acogía un desarrollado zaguán con tinajero y la cocina-comedor, mientras que en la planta alta se situaban los dormitorios y el granero. La parte posterior de la casa estaba ocupada por el corral y las cuadras.

Viviendas señoriales

Casa-Torre

Era ya una vivienda señorial, un palacio rural, con una estructura más sólida que las anteriores y estancias más amplias. Estas casas se llamaban así por las torres de planta cuadrada con las que contaban y cuyos orígenes se remontan a la Edad Media. En la Huerta de Murcia estas Casas-Torre servían de refugio a los huertanos en caso de inundaciones.

Casa-Grande

Aparecían aisladas en medio de la Huerta, o en estrecha relación con los cascos urbanos de sus actuales pedanías. Al igual que la Casa-Torre, la Casa-Grande decoraba su fachada con blasón nobiliario y solía poseer capilla.

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 2.0 del W3C-WAI

portal@regmurcia.com
© Fundación Integra

Logos Consejería de Economía y Hacienda (abre en ventana nueva) RegiondemurciaSI (abre en ventana nueva) Fundación Integra (abre en ventana nueva) Plan de Información y Publicidad (abre en ventana nueva) FEDER: Fondo Europeo de Desarrollo Regional (abre en ventana nueva)